lunes, 18 de mayo de 2015

LOS NIÑOS EMPIEZAN A UTILIZAR LAS REDES SOCIALES CON EDADES INADECUADAS Y SIN CONOCIMIENTO DE SUS PADRES



  
Los tiempos evolucionan rápidamente, si antes el lugar de socializarse era la calle ahora también lo es la red. Actualmente las redes sociales están muy popularizadas entre jóvenes y mayores, pocos son los que no disponen de una. La edad mínima para acceder a estas, es de 14 años, pero el problema es que los métodos utilizados para vigilar esta regla no son de gran validez. Muchos son los niños que mienten en su edad para navegar en las redes y adentrarse en un mundo del que se pueden sacar conocimientos positivos referidos a la sociedad pero también grandes peligros y más intensos son estos para un niño.

 Los niños no son conscientes del alcance de sus acciones en la red. En general utilizan estas para subir datos de su vida privada o fotos de las que en un futuro podrían arrepentirse y también tienen gran facilidad de hablar libremente con otros contactos desconocidos. Ya han salido en las noticias sucesos negativos con este asunto. Además, los padres no suelen tener conocimiento de esto. Y nos preguntamos ¿Por qué?, los padres deben tener una constante actitud de preocupación e interés sobre sus hijos en cualquier ámbito y más con las nuevas tecnologías. El problema es que en la actualidad la mayoría de los padres desconocen el uso de las tecnologías o tienen poco tiempo libre para sus hijos a causa del trabajo.

Debemos detener este problema antes de que haya más sucesos negativos ya existentes. En mi opinión para solucionar este problema primero  hay que centrarse  en introducir más procesos de validez de la edad para que los niños no puedan mentir sobre esta (ejemplo: pedir el número de identificación para comprobar la edad y no haya falsificaciones de identidad). En segundo lugar convendría que las escuelas se impliquen y den más importancia a este tema y ayuden aportando información sobre los peligros de la red y también dando formación básica a los padres para que estos sepan utilizarlas y puedan vigilar a sus hijos. Hablo de vigilar y adentrarse en las vidas privadas de los niños porque como hemos dicho son solo niños y los padres tienen el derecho y la obligación de hacerlo para evitar peligros.

En mi opinión también habría que modificar la edad mínima para acceder a las redes sociales, catorce años es una edad en la que los niños comienzan su adolescencia y aun no son maduros y tan responsables de sus actos. 


Sarah  Ezzitouni
2º A
Imagen melodijolola

No hay comentarios:

Publicar un comentario