lunes, 11 de mayo de 2020

EDUCACIÓN DIGITAL Y DOCENTES EN TIEMPOS DE COVID-19.

Como bien sabemos, la vida ha dado un cambio repentino al que ha debido adaptarse la educación y ha sido a través de las TIC como se ha logrado impartir una educación online lo más óptima posible, adecuando el currículo ordinario a distancia.  Es por lo que reflexiono que es un buen momento para reinventarse y ampliar los conocimientos sobre las Tecnologías de la Información y la Comunicación en el proceso de enseñanza y aprendizaje.
Actualmente, las TIC presentan un papel fundamental en la sociedad, ya que esta cambia constantemente y en consecuencia nuestra forma de vivir y actuar, por lo que es primordial adaptarse a estos cambios y continuar formándonos para capacitar la práctica educativa. Pero en el momento actual, nos encontramos con problemas que afectan a docentes ya que no disponen de conocimientos y herramientas necesarias y carecen de destrezas digitales para impartir la docencia en línea siendo conscientes de sus limitaciones y carencias en el ámbito digital, y es ahora más que nunca cuando deben utilizar las redes como espacios que fomenten el trabajo cooperativo, la interacción entre los compañeros...etc
Además, la situación actual es tan peculiar que requiere de habilidades y destrezas para atender a la diversidad, crear estrategias de aprendizaje que consigan fomentar la cooperación y diseñar planes de evaluación distintos, sin olvidar la brecha digital que existe ya que los alumnos más perjudicados son aquellos que cuentan con menos recursos.
Atendiendo al currículo en educación primaria, se deben emplear herramientas y entornos digitales por parte de los docentes y del alumnado, pero si no se disponen de recursos suficientes esta educación no es posible. Por lo que me lleva a plantearme un cambio del sistema ya que la situación actual que estamos viviendo es una gran oportunidad para que el profesorado y las autoridades comunicativas se planteen un nuevo modelo digital, en el que se exija a todos los docentes, tanto presentes como futuros, competencias digitales mínimas. Además, el nivel de digitalización de las familias también debería ser competente para estar preparados para afrontar situaciones como la que estamos viviendo actualmente.
En definitiva, creo que tenemos un modelo educativo obsoleto que no valora ni evalúa las competencias digitales docentes y considero que es el momento idóneo para plantearnos la "alfabetización digital" de la sociedad, tanto para familias como para docentes.
Hadanai Almonacid
2ºA Educación Primaria

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por contribuir con sus comentarios a las entradas de nuestra Revista Digital.

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.