miércoles, 8 de mayo de 2013

La escuela dentro de 99 años

Mi aportación a la revista digital se basa en el video que muestro a continuación y que podéis consultar:



En este vídeo, titulado 2111 se muestra cómo podría llegar a ser la escuela dentro de 99 años. Para ello, el programa acude al instituto Keris de Seúl en Corea del Sur, país que encabeza los rankings escolares mundiales.
Este instituto es el organismo coreano para la investigación en educación en el que se trabaja con el U-Learning, un mecanismo de conexión entre todos los dispositivos tecnológicos existentes dentro y fuera del aula que fomenta un proceso de formación y aprendizaje continuo.

La tecnología juega un papel muy importante en estas aulas, al estar todos los procesos de aprendizaje informatizados: escáneres, tablets, tarjetas magnéticas,  vídeos didácticos, ordenadores que permiten al profesor controlar el progreso de los alumnos… El lápiz, el papel y los libros de texto se ven sustituidos por estos novedosos aparatos, que logran transformar la teoría en experiencias significativas que facilitan el aprendizaje de una forma rápida y divertida. Es la aplicación de la tecnología a la educación.
Sin duda, una de las ideas más ingeniosas es la posibilidad que tienen los alumnos al final de cada clase de indicar cuánto han aprendido, lo que ayudará a al profesor a saber si ha cumplido con sus objetivos o si debe seguir reforzando los contenidos en las clases sucesivas.

Sin embargo, no es necesario tecnificar la educación para obtener resultados óptimos, así lo demuestra Finlandia, segundo en el ranking en cuanto a niveles de aprendizaje. Sin renunciar a la tecnología, apuesta por una educación básica obligatoria de 9 años en el que el alumno se sienta como en su casa.

En este sistema educativo no importa la familia de la que procedas ni tu clase social, sino que todos disfrutan de la misma educación y posibilidades. Así, todos los servicios que el centro escolar ofrece son gratuitos: los materiales, la comida, la bebida…

Otra novedad del modelo finlandés es que los alumnos de secundaria pueden elegir las horas y los cursos que desean estudiar, lo que les permitirá seguir el "camino" que desean y aumentar el interés y la motivación en el estudio.

El profesor es concebido a través de dos dimensiones;  por un lado, tiene un rol emocional encargado de formar y desarrollar las personalidades de cada estudiante; por el otro, un rol académico orientado a enseñar a los alumnos a pensar y a ser curiosos.

Finalmente, otro rasgo a destacar es la importancia del trabajo en grupo sobre el trabajo individual, pudiendo considerar aquél una gran forma de cooperar con los compañeros para el desarrollo de capacidades tales como la resolución de conflictos, el reparto de tareas, el asumo de responsabilidades, el respeto de opiniones distintas a las propias…

Las diferencias de estos dos modelos analizados con el de nuestro país son evidentes y muy diversas. Desde el uso masivo de las nuevas tecnologías en el instituto de Corea hasta la gratuidad de todo lo que pueden ofrecernos los centros.

Es cierto que poco a poco las nuevas tecnologías se están instaurando en las aulas; sin embargo, no sabemos si son muchos los profesores que recurren a ellas o los que prefieren seguir con los instrumentos y materiales tradicionales; me refiero, por ejemplo, al uso de la pizarra digital. También es cierto que muchos profesores no tendrán la formación adecuada ni se verán capacitados para este nuevo mundo virtual, lo que dificulta su labor como docente y adaptación a las nuevas exigencias de la sociedad. Yo, personalmente, considero que lo adecuado está en el punto medio, no creo que la completa sustitución de las nuevas tecnologías por los materiales tradicionales sea del todo beneficioso para los alumnos, ya que se perderían capacidades como la escritura y otras habilidades manuales, además de provocar ciertos daños en la vista. Yo apuesto por una enseñanza en el que se aproveche lo mejor de cada instrumento, sin renunciar a nada y con un uso responsable de las nuevas tecnologías.

En cuanto a la oferta gratuita de materiales y alimentos, es impensable que un país en la situación en la que se encuentra España actualmente pueda llevarlo a cabo. Pero no solo actualmente, sino que dentro de 30-40 años tampoco lo vería factible. Esto se debe, en mi opinión, a que la educación juega un papel muy secundario en nuestro país, no se le da la importancia que se le debería dar, y esto, como estamos viendo, está trayendo muchas consecuencias negativas. Para Finlandia la educación es muy importante porque, tal y como se dice en el vídeo se está tratando con mentes humanas, de ellos depende nuestro futuro y el de nuestro país. Esta diferencia se refleja claramente en la importancia que se le da a la formación de futuros docentes, en la búsqueda de la comodidad y la creación de un clima cálido y de confianza en las aulas; y en la posibilidad que tienen los estudiantes de organizar sus propios horarios conforme a sus intereses y ambiciones.

En definitiva, se trata de comparar dos modelos diferentes y de decidir hacia dónde queremos dirigir nuestro sistema escolar. Para ello hay que ser conscientes de las posibilidades que nos brinda cada uno y de los problemas que nos pueden ocasionar en un futuro no muy lejano.


Imagen tomada de:


María Nieves Aguilera Guío

2º A Primaria

No hay comentarios:

Publicar un comentario